×
hace 1 mes
[Negocios]

‘Son de enorme riesgo los cambios al T-MEC’

El especialista Francisco Flores advierte que con cualquier queja podrían detener las exportaciones de México

Imprimir
‘Son de enorme riesgo los cambios al T-MEC’
Fotos: Zócalo | Edith Mendoza / Archivo
Escuchar Nota


Saltillo, Coah.- Es de enorme riesgo el acuerdo final modificatorio con el que se selló la firma del T-MEC porque aun cuando no se permitió la operación de inspectores laborales de Estados Unidos, el panel de controversias transnacional no deja de ser una gran intromisión y pone en peligro a la industria nacional.

Es la opinión de Francisco Flores Pineda, experto en Relaciones Laborales e Industriales y expresidente del Centro Empresarial Coahuila Sureste, entrevistado por Tele Saltillo y Zócalo Saltillo, quien expuso que es muy difícil echarse para atrás porque ya se firmó, pero cuando se determine una violación, una vez puesta la queja bastará para detener la exportación de productos.

“Imaginen que solo la queja sirva para detener la exportación de los productos que van a Estados Unidos o Canadá, ¿qué pasaría con las industrias que ensamblan coches aquí? Las revisiones de cada caso se podrían llevar meses, entonces con esta firma definitivamente México cedió de más”, explicó.


Indicó que tanto el panel de expertos como los inspectores laborales representan una intromisión, “y resulta que fue mucho más inteligente Carlos Salinas cuando se firmó el Tratado de Libre Comercio, porque ya desde entonces EU intentaba este tipo de acuerdos vinculatorios y el entonces Presidente no lo permitió y propuso que fueran paralelos”.



Antecedentes

Flores Pineda destacó que Estados Unidos ya intentó entrometerse en empresas y compartió dos casos, uno sucedido aquí en Coahuila, en la Región Sureste, y otro en San Luis Potosí.

“Aquí en Coahuila, se llamó del Consulado americano al director de una empresa y se le dijo que querían venir a a conocer la empresa. De buena fe les dijo que podían venir; llegaron, se les hizo una presentación de lo que fabricaban, de su producción, y luego preguntaron si tenían sindicato y algunos aspectos de su contrato.

“A los pocos días llamaron del Consulado a la empresa para preguntar por qué no habían cumplido con la entrega del contrato, y fue cuando la empresa les dijo que no tenían por qué informarles nada, que aquí en México había procedimientos; y se les contestó que en Estados Unidos se vale hacer paros contra la ley”, recordó.


El exdirigente patronal indicó que el segundo caso se presentó en San Luis Potosí, donde se pidió que si podían recibir a congresistas de Estados Unidos, a lo cual los directivos de la empresa se negaron, “y qué bueno porque nosotros no vamos a ir a Estados Unidos a investigar quién mató a Jimmy Hoffa”.


Imprimir
te puede interesar